Ibero Puebla denuncia robo, golpes y amenazas contra sus defensores laborales

Staff Puebla On Line | Publicado el Miércoles, 05 de Enero de 2011 17:31
El Instituto de Derechos Humanos Ignacio Ellacuría S. J. se pronuncia ante los hechos lamentables que ocurrieron el 20 de diciembre de 2010 en contra del Centro de Apoyo al Trabajador (CAT) del Estado de Puebla, una organización que desde 2001 promociona y asesora en derechos humanos laborales, pues fueron sustraídos de sus oficinas los siguientes objetos: un disco duro con respaldo de documentos importantes de las diferentes campañas de derechos humanos, seis equipos de cómputo de escritorio, una computadora portátil, una cámara de video, una fotocopiadora, un teléfono, chequeras de la institución, así como dinero en efectivo y respaldos de los reportes financieros.
También es importante que hagamos mención de tres hechos previos:
1.El 28 de abril de 2010, empleados del CAT fueron agredidos físicamente por dos personas identificadas plenamente, uno de ellos es el hijo de Magdaleno Texis, delegado sindical de la CROM del Estado de Puebla; esta agresión fue denunciada en tiempo y forma ante el Ministerio Público.
2.El 9 de agosto de 2010, en la comunidad de San Luis Teolocholco, Tlaxcala, Enrique Morales, Coral Juárez y María Luisa Rosina, integrantes del CAT, fueron amenazados por cuatro hombres mientras realizaban  trabajo de campo, el cual consiste en visitas de información y capacitación en derechos humanos laborales a los trabajadores y trabajadoras de la empresa Johnson Controls.
3. El lunes 16 de agosto de 2010, Cándido Corona Barruecos y Virgilio Meléndez Morales, ambos trabajadores de Johnson Controls e integrantes del Comité de la sección 308 del Sindicato Nacional de Trabajadores Mineros, Metalúrgicos y Similares de la República Mexicana, y asesorados por el CAT, fueron golpeados y privados de su libertad por más de 7 horas y en el transcurso de ese periodo fueron agredidos físicamente por los integrantes de la Confederación de Organizaciones Sindicales (COS).
Dado que está establecido que el Estado debe proteger a “toda persona, individual o colectivamente, frente a toda violencia, amenaza, represalia, discriminación, negativa de hecho o de derecho, presión o cualquier otra acción arbitraria resultante del ejercicio legítimo de los derechos” conforme a lo estipulado en la Declaración sobre los Defensores de Derechos Humanos; y que por otro lado, la Declaración Universal de los Derechos Humanos establece en sus artículos 3, 7 y 8, el derecho a la libertad, la seguridad de su persona, el acceso a la justicia, que se le ampare contra actos que violen sus derechos fundamentales; y que la Declaración sobre los Defensores de Derechos Humanos estipula en sus artículos 1, 5, 6, 9 y 12 el ejercicio libre de promover y procurar la protección de los derechos humanos, así como disponer de recursos eficaces y ser protegidos en caso violación a sus derechos fundamentales, el Instituto de Derechos Humanos Ignacio Ellacuría S. J.  solicita:
1.El esclarecimiento de los hechos sucedidos tanto los días 9 de agosto como 20 de diciembre de 2010 por parte de las autoridades competentes.
2.Se otorguen e implementen medidas de protección a los y las empleadas del CAT de tal forma que se garantice su integridad y seguridad.
3.La reparación del daño ocasionado al CAT y la restitución de sus objetos y documentos producto de su labor de promoción y protección de derechos humanos.
4.Que las autoridades competentes aseguren conforme a lo estipulado en la Declaración sobre los Defensores de Derechos Humanos que se garantizará el trabajo individual y colectivo del personal del CAT sin que exista violencia, amenazas, represalias u otra acción delictiva.
5.Que la Comisión de Derechos Humanos del Estado Libre y Soberano de Puebla informe qué medidas ha adoptado para garantizar el ejercicio libre, individual o colectivo de las actividades que las organizaciones de la sociedad civil del estado de Puebla realizan respecto a la promoción, protección y defensa de los derechos humanos.

Email
comments powered by Disqus